RECORRIDO

El recorrido de la carrera de Río Martín de Alcaine de 12,4 km tiene como punto de partida la plaza alta de la población, tomando en su primer kilómetro en leve cuesta arriba la carretera comarcal.

En ese punto del del primer kilómetro se inicia por pista la ascensión hasta el punto más alto de la carrera llamado Benicozar situado a 751   metros de altura y ubicado metros antes del km 2, dónde se inicia un descenso por la propia pista hasta volver a la carretera comarcal y volver a bajar más aún , hasta pasado el kilómetro 4 donde inicia una de las extensiones más bonitas de la prueba. la Cuesta medieval de San Ramón donde seguro que se hace notar la multitud de público qué anima sin cesar el paso de todos y cada uno de los participantes

A la finalización de esta cuesta de 175 m hay un breve paso por el casco urbano de Alcaine ( meta incluida ) que enlaza con otro prolongado descenso por la cuesta del hocino , para llegar a uno de los puntos más bellos del recorrido que , los estrechos del hocino .

Pasado este punto (km5) está el primer avituallamiento líquido de la jornada dónde se inicia un recorrido de subes y bajas por la pista paralelas al Río Martín ir al embalse de la cueva foradada. Las vistas desde estos puntos son sencillamente espectaculares.

Estas ascensiones y descensos nos llevan tras una subida prolongada nos lleva poco antes del kilómetro 8 donde está el segundo avituallamiento líquido y nos lleva al trabajo más cómodo del recorrido que es más de un kilómetro y medio de bajada en una pista muy cómoda y bella.

Pasado el kilómetro 9 tras unos metros más de descenso y se comienza a la zona más técnica el recorrido qué son 500 metros de puro trail, cruzando sendas y zonas de Oliveras , dónde enlazamos la pista de vuelta a Alcaine.

Una vuelta por la pista donde se llega hasta pasado el km 11 y también poco antes de ascender a Alcaine, tendremos el último avituallamiento de la jornada.

Trescientos metros preciosos a orillas del río Martín son la antesala a la última ascensión del recorrido . Una subida de sendero estrecho y algo pedregosa llamada San Valero que adentra al casco urbano de Alcaine.

Un total de 600 metros por las estrechas y llenas de encanto calles se Alcaine, dan paso a una breve subida para encaminar los últimos 100 metros de carrera que unen la carretera comarcal con la plaza alta de Alcaine.

Una plaza alta donde todo el público recibe a todos y cada uno de los corredores con fortísimos aplausos. Habitual es que los primeros corredores que llegan a meta esperan a los más rezagados para recibirles con los mismos aplausos que el público ofrece.

En el siguiente enlace tenéis todos los datos técnicos del recorrido.